Aceptar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Stephan Komandarev: "Rounds trata sobre seres humanos en uniformes de policía"

Votos

(Total de votos recibidos 36)

(Puntuación 2,89)

komandarev
El director búlgaro vuelve a la Sección Oficial del FICX con Rounds, que presentó ante la prensa.
Dos años después de conquistar el premio al Mejor Guión en el festival gracias a Destinos (2017), relato de un día en la vida de un puñado de taxistas en Sofía, ahora Stephan Komandarev se centra en los avatares de una patrulla de policías de la misma ciudad, durante una noche “muy específica” en noviembre de 2019, “treinta años después de los cambios políticos en Bulgaria”. Con esto, el cineasta quiso proponer “un balance de lo que logramos entonces y de lo mucho que no”, y así poder permitir “una discusión sobre estos temas”, que tras su reciente estreno nacional empezó a darse como él quería.

Mientras filmaba aquel trabajo anterior, Komandarev decidió poner en marcha "una trilogía sobre la sociedad búlgara", de la que ahora Rounds es la segunda parte. Una entrega con el propósito de incluir "más humor, en concreto negro". Y que partió de la recolección de “muchas historias reales” en torno a policías, aunque el búlgaro aclaró que su film no es sobre el cuerpo, sino “sobre seres humanos en uniformes de policía”. La necesidad del equipo era “entrar en su universo y ser parte de él”, y el resultado fue al que mostrarles el trabajo “los propios policías creían que los actores habían pasado meses en la comisaría”. Y se mostró satisfecho por esto, ya que dedicaron mucho tiempo “a ser realistas, divertidos y también dramáticos”.

Al retratar un panorama social complicado, Komandarev coincide con otros cineastas de su país. “Los 90 fueron una pesadilla para nuestro cine, pero a partir del 2000 se han hecho muy buenas películas sobre la realidad búlgara”, un papel del cine que considera “fundamental”, aunque “no tengamos mucho dinero”. Apuntó del mismo modo que “aunque muchos de los aspectos que toco son extensibles a otros países, por ejemplo la desigualdad en Bulgaria es la más fuerte de la Unión Europea”. Ahora, la situación política amenaza con “una ley para que las películas tengan que mostrar un mensaje positivo del país”, algo ante lo que “la gente del cine está protestando mucho”, porque “el cine ha de ser arte y no publicidad de un sistema”.

Komandarev, que en cada una de sus cinco películas ha contado “con un presupuesto más bajo que en la anterior”, algo que le ha llevado a hacer la presente “rodeado de muchos amigos”, idea ahora junto a su coguionista Simeon Ventsislavov la última parte de la trilogía. “Queremos entrar en el mundo de los pensionistas, la gente que ha vivido con mayor dificultad en estas últimas décadas de mi país”. Personas que, en sus palabras, “después de trabajar toda su vida de forma dura y honesta tienen que sobrevivir con 200 euros al mes”. Algo que él mismo vivió muy de cerca con su padre ya fallecido, a quien durante su enfermedad decidió “mantener en casa para poder darle algo de dignidad”.

Con la presencia del director, Rounds tendrá su pase oficial hoy viernes a las 17:00 en el Teatro Jovellanos.

Sergio de Benito
Palabras clave Festival de Cine, 2019